viernes, 6 de enero de 2012

Centroamérica acoge normativa de Costa Rica y prohibe aleteo de tiburón

Decisión fue tomada en el marco de la reunión del Sistema de Integración Centroamericana SICA/ Ospesca. Ministra Abraham firmó acuerdo ante Mario González, Director de OSPESCA.

Con el propósito de mejorar controles y prohibir el aleteo de los tiburones en todo el istmo, las naciones centroamericanas aprobaron una nueva normativa regional que concentra una serie de acciones pesqueras similares a las vigentes en nuestro país. El acuerdo se tomó en el marco de la reunión del Sistema de Integración Centroamericana SICA/Ospesca que se llevó a cabo a finales de 2011.

“Entre los puntos acordados destaca que el resto de los países de la región adoptan el corte parcial de la aleta y que no se permita en ningún puerto centroamericano desembarcar los tiburones sin las aletas adheridas al cuerpo, tal y como lo establece la legislación nacional hace bastante tiempo”, explicó el coordinador del Programa de Aleteo de Tiburón del Instituto Costarricense de Pesca y Acuicultura, INCOPESCA, Heiner Méndez Barrientos quien contó con el apoyo técnico del biólogo José Miguel Carvajal, también funcionario de INCOPESCA, en el proceso de adhesión de la normativa en el resto de Centroamérica.

Méndez comentó que en Costa Rica el año pasado se aprobó también el Reglamento de la Ley Nacional de Pesca, en el cual se prohíbe importar aletas de tiburón de otros países si no se certifica que fueron desembarcadas adheridas al cuerpo, lo cual se verifica mediante un minucioso trabajo coordinado entre el INCOPESCA, el Servicio Nacional de Salud Animal (SENASA) y la Dirección General de Aduanas.

“El propósito de este acuerdo es lograr la aplicación de una norma homogénea en todos los países centroamericanos en el tema de la prohibición del desaleteo y fomentar la pesca responsable”, comentó.

Se denomina aleteo de tiburones a la práctica pesquera que consiste en atrapar al escualo, cortarle sus aletas y devolverlo mutilado al mar, donde inevitablemente morirá por asfixia, desangrado o devorado por otros peces.

Estudios de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por sus siglas en inglés) y de organizaciones conservacionistas independientes, estiman que cada año se capturan entre 100 y 150 millones de tiburones en el mundo.

El precio de las aletas de las especies más solicitadas puede alcanzar los 600 euros por kilogramo. En las últimas décadas muchas especies de tiburones han pasado a estar al borde de la extinción debido a la sobreexplotación pesquera no sostenible.

Para más información pueden llamar a Heiner Méndez Barrientos, de INCOPESCA, al teléfono 8833-4455.

No hay comentarios:

Publicar un comentario