lunes, 10 de septiembre de 2012

INVESTIGACION Y BUENAS PRÁCTICAS EN PRODUCCION DE PIÑA

·            Viceministra y directores del MAG visitan finca Muelle-Dole
·            Empresa promueve prácticas sostenibles en producción de piña orgánica y convencional
 
El pasado viernes 7 de setiembre, atendiendo una invitación de la empresa Dole para visitar la finca El Muelle en San Carlos, la Viceministra de Agricultura y Ganadería (MAG), Tania López, lideró un grupo de funcionarios del ministerio, entre ellos la Directora del Servicio Fitosanitario del Estado (SFE), Magda González, el Director del Servicio de Salud Animal (SENASA), Germán Rojas, el Gerente de Piña del MAG, David Meneses, el Jefe del Departamento de Fitoprotección del Instituto Nacional de Innovación y Transferencia de Tecnología Agropecuaria (INTA), Arturo Solórzano, así como representantes de la Dirección Regional del MAG. 

El motivo de la visita era conocer en el sitio las buenas prácticas productivas que desempeña la empresa Dole en la producción de piña orgánica y la producción convencional de la fruta, así como los procedimientos implementados para combatir la llamada “mosca de establo” mediante la aplicación de microorganismos benéficos. 

Por parte de la empresa participaron el Vicepresidente Renieri Núñez Medina, el Gerente de Finca Muelle, Edgar Corrales,  Juan Carlos Rojas, así como los jefes encargados de los diferentes procesos de producción. 

La Viceministra López manifestó que esta empresa es un ejemplo de buenas prácticas de producción agrícola y de relaciones laborales, reconociendo los esfuerzos por promover una producción amigable con el ambiente, y con prácticas laborales extraordinarias que han sido reconocidas por diferentes certificaciones que acreditan a Dole como un ejemplo a seguir. La implementación de un programa de Responsabilidad Social Empresarial en beneficio de las comunidades y de sus propios trabajadores es destacable y de recién implementación entraron en un programa de comercio justo. 

Agregó que, en el marco del proyecto de la Plataforma Nacional de Producción y Comercio Responsable de Piña en Costa Rica, que es apoyado por el Sector Agroalimentario, Ambiental, la Vicepresidencia de la República y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, esta empresa desempeña un importante liderazgo compartido con los pequeños y medianos empresarios, por medio de la transferencia de conocimiento y su política de “puertas abiertas” para mejorar las prácticas productivas acordes con los estándares que promueven sistemas de producción sostenibles, especial reconocimiento en lo que concierne las prácticas de conservación de suelos.  

Procesos de producción e investigación 

El gerente Edgar Corrales de la finca Muelle señaló que 980 hectáreas están destinadas para la producción de piña convencional y 159 hectáreas para piña orgánica, cada una con un ciclo diferenciado. En ambos casos, la empresa sigue normas estrictas en la preparación de los suelos con el fin de lograr una mayor productividad y una producción sostenible. Por otra parte, las áreas de conservación de bosque asciende a 452 Ha, cuenta con cinco quebradas y trece humedales La empresa prepara su propio fertilizante para la producción de piña orgánica, es un  “compost”, compuesto por bagazo, corona de piña, ceniza y cachaza. 

Corrales, explicó que se brinda talleres de capacitación y supervisión técnica con ingenieros de la empresa a los pequeños y medianos productores que son proveedores, con el fin de asegurar la calidad de la fruta y de que cumplan con las regulaciones de las buenas prácticas productivas. 

Así mismo, la empresa está constantemente desarrollando investigación para cumplir con estándares de sostenibilidad y mejoramiento continuo de la actividad piñera, entre lo que destaca la investigación para combatir la plaga de la “mosca de establo”. En este sentido, comentó como una de las alternativas se escogió un área y después del chapeado se usaron diferentes reguladores de crecimiento de la larva de mosca, todo bajo un estricto control de muestreo y monitoreo con el fin de observar el comportamiento de las larvas e interrumpir su ciclo de reproducción. 

La finca El Muelle-Dole tiene cuatro años de compensar su emisión de gases en lo que se refiere al transporte de la piña a través de los programas de FONAFIFO, además, se indicó que el marco de los informes que realiza el COSAP,  está entre los tres primeros lugares de desempeño ambiental. 

Las autoridades del MAG tuvieron la oportunidad de conocer el proceso de producción en el campo, así como de realizar observaciones y sugerencias para mejorar la producción y cumplimiento de los estándares nacionales e internacionales que exige el comercio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario