martes, 9 de diciembre de 2014

80 jóvenes participaron en campamento de Clubes 4-S

·         Encuentros promueven que agricultores, emprendedores y estudiantes se enamoren del campo y desarrollen competencias sociales y de emprendedurismo.

80 jóvenes agricultores, emprendedores y estudiantes de colegios técnicos  y liceos rurales del Pacífico Central, participaron recientemente en el Primer Encuentro Regional de Clubes 4-S, bajo el lema “El Campo es Vida”.

La actividad tuvo como fin despertar en los jóvenes mayor interés por la riqueza que genera el campo y sus productos, y que conocieran el apoyo que pueden recibir de instituciones como el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), el Consejo de Clubes 4-S (CONAC 4-S), Ministerio de Educación, Universidad Nacional, Consejo de la Persona Joven, el Instituto de Desarrollo Rural; y líderes comunitarios.

“Estamos articulando instituciones para crear puentes que cierren las brechas socioeconómicas de los jóvenes.  Además, con actividades como esta, formamos a los muchachos y muchachas con competencias educativas, técnicas, digitales y de gestión social para que logren crear sus propias agro empresas”, aseveró Rafael Mesén, Director Ejecutivo de Clubes 4-S.

Por su parte, Eva Molina, Presidenta del Club 4-S COSMIC, de Cedral de Montes de Oro, anfitriones del encuentro, destacó que los participantes se sienten sumamente identificados con el hecho de vivir en comunidades rurales, con gran potencial para sembrar distintos productos agrícolas, que pueden generarles una oportunidad económica y empresarial.

Durante el campamento se efectuaron actividades de integración, recreación (rally) y visitas técnicas sobre producción sostenible, café de altura y se resaltó la importancia de facilitar el acceso de los jóvenes a la tierra, factores de producción y asociatividad.

“La juventud rural necesita elaborar alianzas con cooperativas y asociaciones que les brinden espacios y un soporte económico. Así como opciones para realizar voluntariados y trabajar de la mano con la comunidad para cumplir sus sueños y proyectos de vida”, comentó Mesén.

En los tres días de campamento, muchos de los participantes tuvieron la oportunidad de conocer por primera vez una plantación de chayote y se les impartió una charla sobre buenas prácticas agrícolas.

La UNA, mediante su Programa de Desarrollo Integral de Comunidades Rurales Costeras, colaboró con la actividad.  Según Ramón Espinoza, académico de la UNA, el objetivo de trabajar con los clubes 4-S se enfoca en la posibilidad de compartir recursos y de visualizar nuevas oportunidades, junto a una organización con tantos años de laborar con la juventud.

“Los Clubes 4-S pretenden que los jóvenes adquieran una identidad como club conociendo la filosofía, se capaciten y trabajen en la comunidad. La idea es que el joven sienta que no está solo y que vea que sí, se le toma en cuenta. Finalmente buscamos que los jóvenes se enamoren del agro, porque sin agricultores no hay alimentos”, comentó Freddy Pérez, Coordinador Regional CONAC 4-S, Región Pacífico Central.

Este 12, 13 y 14 de diciembre próximos se realizará un Campamento a nivel nacional, con jóvenes de los Clubes 4-S en el Colegio Técnico de Puriscal.

Las oportunidades para las y los jóvenes del agro y los territorios rurales, es uno de los pilares que impulsa la Política del Sector Agropecuario y de Desarrollo Rural Territorial Costarricense 2015-2018, de la nueva administración que procura que los jóvenes sean protagonistas en la transformación de la agricultura y el desarrollo rural.

Para más información, comunicarse con Rafael Mesén, Director Ejecutivo de Clubes 4-S, al teléfono 871-502-46.

No hay comentarios:

Publicar un comentario