jueves, 14 de mayo de 2015

IMAS e INCOPESCA se unen para apoyar a pescadores artesanales y molusqueros

·         IMAS cuantifica inversión en subsidios en ¢803 millones.
·         Beneficio lo recibirán 1912 pescadores de Puntarenas y Guanacaste.


El Instituto Mixto de Ayuda Social (IMAS) en coordinación con el Instituto Costarricense de Pesca (INCOPESCA), han ejecutado un plan conjunto para atender a las familias que se verán afectadas por el periodo de veda en el Golfo de Nicoya. Los subsidios que se ejecutarán este año se cuantifican en mas de a ₵803 millones.

Este año la veda abarca los meses de mayo, junio y julio, según Decreto Ejecutivo N° 36043-MAG-SP-MS. Una vez oficializada la veda, INCOPESCA y el IMAS realizan la coordinación correspondiente para identificar a los pescadores y que estos reciban los subsidios económicos.

El IMAS debe otorgar el beneficio económico únicamente a las personas que se encuentren incluidas en las listas levantadas por ambas instituciones, considerando que la declaratoria de veda provoca una situación de pobreza coyuntural en los pescadores por la carencia temporal de ingresos.

“Como parte del Plan Puente al Desarrollo, hemos coordinado con INCOPESCA para realizar este proceso de forma transparente y dar el apoyo económico a las familias que se ven afectadas por la veda, afirmó Carlos Alvarado Quesada, Ministro de Desarrollo Humano e Inclusión Social y Presidente Ejecutivo del IMAS.

Acorde con la transparencia del proceso, la sociedad civil ha participado activamente y ha recomendado a la Junta Directiva de INCOPESCA las zonas en donde se aplica la veda. También se incluyeron a 3 representantes de los pescadores artesanales en lugar de uno solo, como se realizó en años anteriores.

Este año en el proceso de veda del Golfo de Nicoya, se identificaron 1737 pescadores  en Puntarenas y 175 de Guanacaste, para un total de 1912 pescadores artesanales.

 “El apoyo económico que el IMAS brinda desde el año 2005 a los pescadores durante los periodos de veda, es un auxilio de suma importancia para los pescadores y sus familias, ya que les permite solventar sus necesidades más inmediatas, mientras se inhiben de pescar para recuperar el recurso”, destacó Gustavo Meneses, Presidente Ejecutivo de INCOPESCA.


Para este año también se coordinó con el Instituto Nacional de Aprendizaje (INA) para que se imparta en las comunidades pesqueras del Golfo de Nicoya, los cursos del programa de básico de embarco, con el objetivo que obtengan de parte del Ministerio de Obras Públicas y Transporte (MOPT) el certificado de navegabilidad acorde con la normativa vigente para que los pescadores estén mejor preparados en los viajes de pesca ante cualquier incidente adverso en el mar. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario