jueves, 22 de septiembre de 2016

Por cancelación de vuelos en aeropuerto por caída de ceniza: Se pospone reunión para salvaguardar la exportación de ornamentales a Europa

  • Gobierno ha invertido unos ¢50 millones en investigación y medidas de control para la propuesta que presentarán a la UE.
  • Costa Rica determinó que la palmera fénix no es hospedera de la plaga.

La reunión de Costa Rica con el equipo científico nombrado por las autoridades de la Unión Europea en Bruselas para salvaguardar la exportación de plantas ornamentales, fue postergada a causa de la cancelación de vuelos en días anteriores por la caída de ceniza en el país. El Ministerio de Comercio Exterior será la entidad encargada de negociar con la Unión Europea una nueva cita para defender la posición científica a la que el país ha llegado, como fruto de las investigaciones realizadas desde el cierre de mercado en junio del 2015.

“No hemos parado de investigar, muestrear y buscar medidas de control que puedan garantizar a la UE que estas plantas no son un riesgo, se invirtieron ¢20 millones desde el sector privado en mejoras de campo en los viveros para aumentar los niveles de seguridad fitosanitaria, y unos ¢50 millones por parte del MAG; y seguiremos haciendo todo lo necesario para tratar de que se reanuden las exportaciones lo antes posible” explicó Marco Vinicio Jiménez, Director del Servicio Fitosanitario del Estado.

Los expertos del SFE indican que la variedad de Xylella fastidiosa presente en Costa Rica, sobre todo en café, es una cepa distinta a la que está presente en Europa, y por eso, la mencionada especie de palmera no representaría un riesgo para la sanidad fitosanitaria en Europa. Las exportaciones de fénix rondaban los $7 millones al año y brindaban unos 700 empleos directos y la misma cantidad en forma indirecta.

“Costa Rica revisó, en un plazo de aproximadamente tres meses, todos los viveros (37 fincas con unas 462 hectáreas) bajo la metodología solicitada por la Unión Europea, denominada PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa) y todos los resultados obtenidos fueron negativos” explicó Jiménez.

El apoyo del Ministerio de Agricultura y Ganadería a los productores incluyó la publicación, en agosto del 2015, del Decreto de Emergencia Fitosanitaria N°39058, que ha permitido agilizar la disposición de recursos económicos para responder a las necesidades con la celeridad necesaria. Entre las medidas adoptadas por las fincas, está la implementación de un Plan de Trabajo de Buenas Prácticas Agrícolas, con el que se busca minimizar el riesgo de la transmisión de la bacteria por los vectores, ya que la planta no es hospedera de la enfermedad.

“Clave de esta lucha, ha sido el trabajo conjunto con el sector privado, que ha mostrado la mayor anuencia en contribuir con las medidas rigurosas que se han implementado”, agregó Jiménez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario