lunes, 24 de abril de 2017

Arranca plataforma de diálogo del sector pesquero

·       Costa Rica es el primer país del mundo en establecer una Plataforma Nacional para Pesquerías que integra múltiples sectores e instituciones.
·       Productores y exportadores pretenden certificar sus productos para llegar a mercados sostenibles internacionales.

San José, Lunes 24 de abril de 2017  Gran cantidad de actores clave del sector pesquero se dieron cita este lunes para iniciar una plataforma de diálogo de productos marinos que permitirá en un corto plazo impulsar mejores prácticas ambientales y sociales en las pesquerías de atún, pez espada, dorado y otras especies conocidas como grandes pelágicos. 
Los representantes de pescadores de palangre, pescadores deportivos, industriales, exportadores, comercializadores, autoridades de gobierno, academia y organizaciones no gubernamentales se reunieron con el objetivo de definir los pasos necesarios para que el país cuente con las condiciones que permitan suministrar a los mercados internacionales, productos pesqueros sostenibles. 
El gran reto de la Plataforma Nacional de Pesquerías Sostenibles de Grandes Pelágicos es que a través de este espacio de diálogo, se desarrolle un compromiso multisectorial  para que todos colaboren en lograr la sostenibilidad a largo plazo de los grandes pelágicos en las pesquerías de palangre y establecer alianzas, inversiones coordinadas y acciones conjuntas.
La Plaforma es liderada por el Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) como ente rector del sector pesquero, junto con INCOPESCA, el Ministerio de Ambiente y Energía (MINAE) y facilitada por  el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y el Fondo para el Medioambiente Mundial (GEF por sus siglas en inglés).
 “Este país necesita lograr consensos que permitan el adecuado balance entre lo ambiental, lo económico y el factor social. En el caso de las poblaciones costarricenses dependientes de la pesca, es fundamental su consideración al encontrarse en situaciones de alta vulnerabilidad. Por tanto, esta Administración ha considerado impostergable la apertura de estos espacios, que permitan evaluar situaciones concretas desde la perspectiva de cada uno de los actores convocados. Esto permitirá detectar puntos de encuentro y desecuentro y a partir de esto, buscar mecanismos de acercamiento donde todos nos encontremos avanzando de manera coordinada y teniendo como horizonte, pesquerías bien gestionadas con visión de producción sostenible”, manifestó don Luis Felipe Arauz Cavallini, Ministro de Agricultura y Ganadería.
La mayor parte de las capturas del Pacífico costarricense de grandes pelágicos son destinadas a la exportación. De hecho, el  95% de las exportaciones de dorado se destina a EE.UU, siendo también este país el principal destino del atún. Esto muestra la necesidad de implementar estrategias que permitan llevar a estos mercados altamente exigentes productos de pesca responsable.


“Para MINAE, esta plataforma es una oportunidad para construir acciones conjuntas entre sectores y gobierno en el manejo de los recursos marinos, logrando no solo un aprovechamiento sostenible, sino acciones en el marco del ordenamiento y la planificación de estas actividades; así como esfuerzos que mejorarán la actividad hacia una pesca objetiva y regulada, beneficiando la trazabilidad de los productos y mejorando la competitividad del sector. Todo esto sumará en la salud de los océanos y en la conservación de sus recursos.”, destacó Fernando Mora Rodríguez, Viceministro de Aguas, Mares, Costas y Humedales del MINAE.
Desde el Sector Pesquero Palangrero Nacional  se participa con optimismo en esta esta iniciativa. “Este diálogo y la definición de proyectos de mejora de la pesquerías de atún, dorado y otras especies, es para nosotros una oportunidad de mostrar nuestro compromiso de pesca responsable y la voluntad del sector de sumarse a iniciativas de país que nos permitan llegar con nuestros productos a nuevos mercados internacionales sostenibles”, dijo Mauricio González, Director Ejecutivo del Sector.
A través de la Plataforma Nacional de Pesquerías Sostenibles de Grandes Pelágicos se espera lograr un incremento de la demanda de productos marinos sostenibles en y fuera de Costa Rica; y de este modo, lograr el posicionamiento mundial de Costa Rica como un país comprometido con el aprovechamiento sostenible de los recursos marinos.
Para Alice Shackelford, Representante Residente de PNUD en Costa Rica,  “Se trata de un hito fundamental para avanzar hacia a el desarrollo de la pesca responsable y amigable con el ambiente en Costa Rica. A través de esta plataforma de diálogo, inaugurada hoy, los diferentes actores de la cadena de valor se dividen en grupos de trabajo y definen un plan de acción para comenzar a implementar medidas que permitan mejorar las prácticas de la pesquería para que vayan hacia la sostenibilidad de la pequería y certificar el origen de los productos pesqueros nacionales. Esto será el paso necesario para asegurar las puertas a mercados internacionales que cada vez demandan más etiquetas que certifiquen que los productos que comercializan provienen de pesca responsable y no es de origen ilegal”, concluyó.
Este modelo de trabajo conjunto, ha sido desarrollado por el PNUD en primera instancia, para productos agrícolas y se ha ejecutado en 11 países de Latinoamérica, Asia y África, Sin embargo, esta es la primera vez que la plataforma se implementa en pesca, siendo Costa Rica el primer país del mundo en iniciar el proceso. Forma parte del proyecto “Cadenas de comercialización sostenibles de productos del mar”, que también se desarrollará en Filipinas, Indonesia y Ecuador. 

Nota al Editor

La Plataforma Nacional de Pesquerías Sostenibles de Grandes Pelágicos es un trabajo conjunto entre el Ministerio de Agricultura y Ganadería e INCOPESCA, el Ministerio de Ambiente y Energía, facilitado por el Programa de  Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

El sector pesquero de palangre a nivel nacional está constituido por alrededor de 400 barcos y cada barco puede llevar entre 5 y 8 personas, lo que constituye una población de alrededor de 2.000 a 3.200 personas que laboran directamente en el sector, aunado a las familias que dependen de esa actividad, lo que reuniría alrededor de 10 mil a 16 mil personas, además de otros miles de empleos indirectos que aseguran la actividad pesquera, como transporte, insumos de pesca, alimentación, mecánicos, y otros más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario